Published: Category:NoticiasWritten by: Ricardo Errecalde

Regresamos con otro artículo de estrategia, camino al lanzamiento de Dharma. El día de hoy daremos un pequeño paseo por los templos hinduistas y conoceremos la estrategia de los Sacerdotes.

El combate es un elemento arraigado en las raíces de Mitos y Leyendas, el ataque y el bloqueo son el medio con el que interactúan las estrategias agresivas y de control. Normalmente, los mazos de control o de rango medio buscan evitar esta interacción para disminuir el daño recibido y de esta manera ganar la carrera por el control del juego tardío. Por otro lado, los mazos agresivos intentan sacar ventaja en los primeros turnos de fulminantes ataques rápidos para poder cerrar la partida cuanto antes y de esta manera evitar que las barajas de control logren estabilizarse.

En Dharma incluimos una nueva interacción para una raza de control como son los Sacerdotes y es que, en esta edición, estos aliados buscan el contacto en combate para lograr controlar la mesa y los aliados enemigos. Para esto, muchos aliados de esta raza obligan a los aliados oponentes a atacar y sacan ventaja de ello con potentes efectos de bloqueo.

Pasemos a ver algunos ejemplos de cómo los Sacerdotes sacarán ventaja de un combate controlado.

Vishvamitra no sólo protege a los bloqueadores haciéndolos Indestructibles, también nos entrega una potente recompensa por bloquear, robo de cartas.

Si sumamos cartas de este tipo con aliados como Dis Pater, Hierofante y otros que logren lidiar con las amenazas más peligrosas oponentes, podremos obligar a los aliados más débiles a atacarnos y sacar provecho de ello, eliminando de esta manera esos molestos motores oponentes que no quieran involucrarse en combate.

Por otro lado, los Sacerdotes continúan Purificando cartas para permitirnos sobrevivir a etapas tempranas de juego, recuperando valiosos recursos y de esta manera mitigar el posible daño que recibamos de los ataques oponentes obligados.

Bharata hace que prácticamente no recibamos daño de los aliados bloqueados, ya que podremos Purificar cartas de los cementerios equivalentes a la fuerza de los aliados bloqueados. De esta manera, podemos reducir la desventaja de estar siempre en una posición defensiva y también ir limpiando los cementerios oponentes de amenazas recurrentes.

Para cerrar la partida, podemos recurrir a nuevos o antiguos aliados bonificadores de fuerza.

Así que ya lo saben, preparen su estrategia y dominen el combate.
Nos vemos en un próximo artículo de Mecánicas de Dharma.

Views:   118   Likes: 6