Published: Category:NoticiasWritten by: Ivan Rojas

Los Vedas y la Historia de India

¡Hola Miteros!

Ya nos han dado la noticia de la nueva edición de Mitos y Leyendas “Dharma”, entrega que nos invita a inmiscuirnos en el antiguo y rico mundo de la mitología del subcontinente de India. Para conocer más de éste remoto lugar hemos preparado éste nuevo #SpoilerHistoria que nos narrará el contexto en el cual se comienza a dar origen a los estados y cultura que nos dará éste maravilloso universo de dioses y personajes dispuestos a dejarlo todo en el campo de batalla para defender nuestro Mazo Castillo.

Para comprender la génesis de la mitología correspondiente a la tradición religiosa hindú es indispensable adentrarse en los textos de los Vedas, los cuales son 4: Rig Veda; Sama Veda; Yajurveda y Átharva Veda.

De éstos textos el único original es el Rig Veda o Rg Veda, los demás son reescrituras que en su gran porcentaje provienen del Rig Veda más adiciones que se le fueron dando por los siglos. Por tanto, para entender la historia de la India nos centraremos en el texto original.

En un comienzo no estaba escrito y se transmitía de forma oral, los himnos fueron compuesto entre el 1500 al 1000 antes de la escritura y se constituían por 1028 rezos, conocidos como “conocimientos de alabanzas” que contienen formas de invitar a los dioses a los sacrificios, especialmente a Indra y Agni.

Cada Veda se subdivide en 2 partes: los mantras, que son oraciones dedicadas al fuego para que éste conceda deseos. Y, los Bráhmana son explicaciones para llevar a cabo ceremonias.

A su vez los mantras se dividen en tres: Rig, que son versos de alabanzas; Iáyus, que son murmullos enunciados en los sacrificios del fuego; Sama, versos recitados durante las ceremonias en que se ingería la planta llamada soma.

A través de las lecturas de los Vedas podemos extraer información que va más allá de lo religioso, pero como señala la escritora Ananda Coomaraswamy en “Los Vedas. Ensayos de Traducción y Exégesis” los textos de los Vedas no deben ser leídos ni traducidos en clave de las investigaciones teológicas, filosóficas ni históricas tradicionales (que provienen desde occidente) sino que también contienen un alto contenido metafísico que sin un apropiado apoyo de la disciplina lingüística no pueden ser interpretados en términos que nos sean más comprensibles.

Lo señalado por Ananda nos lleva a pensar en los que Immanuel Wallerstein señala sobre las perspectivas disciplinares occidentales y su lugar de enunciación. Wallerstein al estar envuelto en medio de la liberación nacional de países africanos se da cuenta de que para el sujeto colonizado y del “Tercer Mundo” existen diferentes categorías de análisis que le permitirían llevar la vida y tener una filosofía diferente a lo que hemos heredado (a la fuerza) desde Europa.

Punto a tener claro al momento que nos inmiscuimos en la historia de la india y que nos trae ésta nueva edición de Mitos y Leyendas, para salirnos, dentro de lo posible, de lo que nos señala Edward Said que es el “Orientalismo”, donde creemos conocer al “otro” por nuestros ojos y procesamiento de nuestra razón centrada en el ego, ejercicio que nos aleja más de lo que es el otro. Es elemental para escapar de ésta perspectiva buscar la verdad con énfasis en la alteridad, es decir, conocer (y sentir) a través del otro.

El periodo Védico a través del Rig Veda

El periodo védico comprende entre el 1750 al 600 antes de la era actual. En el Rig Veda podemos encontrar que tras las oleadas de migraciones de los arios desde, seguramente, Asia Central, se comienza a ver intercambios culturales entre estas los arios y las tribus locales. Los arios abrían penetrado al subcontinente de India por lo que actualmente es Pakistán, entrando por el noroeste de lo que es hoy India.

En este periodo la sociedad se dedicaba económicamente a la agricultura principalmente, también destacan elementos en alfarería en greda roja. La sociedad era estratificada fuertemente en 4 clases o castas que fueron conformándose de los intercambios culturales y el sincretismo entre arios y las culturas nativas de India, pero con el tiempo y la consolidación de las castas los pueblos originarios fueron expulsados por ser considerados impuros, ya que, para entonces, los brahmanes que eran excluyentemente hombres y arios se encontraban en lo más alto de la pirámide de las castas.

Los liderazgos locales y arios se fueron homogenizando y dieron paso a estado de tipo monárquicos conocidos en India como Japanadas.

En cuanto a la cultura y la religión se produce un proceso de sanscritización, en donde se identifican los dioses locales con los hegemónicos traídos por arios y descritos en los textos escritos en sanscrito védico.

Dentro del periodo Védico nos encontramos con una de las eras que revolucionará la formación de los estados indios, hablamos del Kali-Yuga o Edad de Hierro. El comienzo de la utilización de éste metal coincide con el surgimiento de las Japanadas. Se menciona por primera vez en el texto del Átharva Veda como “syama ayas”, o “metal negro”. El desarrollo tecnológico que permite la utilización del hierro impulsa el poderío de los estados monárquicos de la India, lo que permite su expansión territorial y concentrar mayor población para crecimiento económico, entonces, pasan a llamarse Mahajapanadas y, junto con esto, las cortes Brahmánicas adquieren gran poder e influencia político-social-económica, lo que conlleva  la consolidación de la tradición religiosa del vedismo que daría paso al hinduismo y a la aparición de conceptos claves en la filosofía india como lo es el Dharma.

Dentro del Rig Veda encontramos la importancia de los sacrificios del fuego, dentro de los cuales encontramos uno en particular que ha sido estudiado por intelectuales de occidente como también por una de las filosofas poscoloniales más importantes de la India como lo es Gayatri Chakravorty Spivak, la autora en su texto más celebre llamado “¿Puede hablar el Sujeto Subalterno?” analiza el ritual de Sati, el cual consiste en la autoinmolación de las viudas. Dicho ritual fue abolido por Gran Bretaña durante el imperialismo en 1829. Spivak señala que la problemática que pretende abordar a través de éste ritual posee un doble origen, el más reciente que sirve para ocultar el lado oscuro de la Modernidad y el ancestral que proviene desde el Rig Veda.

Views:   77   Likes: 6